Filtro de olores

Attofix – Esteras de carbón activado

Las esteras de carbón activado permeables al aire consisten en 2 filtros completamente unidos de forma mecánica y una capa de carbón activado interpuesta para la filtración de olores procedentes de vertederos, plantas de compostaje, contenedores de basura y similares. Con el fin de incrementar y apoyar la capacidad de adsorción del carbón activado, este se fija también con un adhesivo especial.

Para la fabricación de las esteras patentadas de carbón activado (Attofix) se aplica una capa de carbón activado sobre un filtro de fieltro recubierto de un adhesivo especial que posteriormente se tapa con un filtro de fieltro de cobertura. A continuación se procede a realizar un refuerzo de fibras. Para ello, la estera es perforada con miles de agujas dotadas de ganchos, las cuales traspasan la capa de carbón activado transportando así fibras individuales del filtro superior al filtro inferior. Estas fibras se entrelazan entre sí y unen ampliamente los dos filtros para que las capas no se desplacen al ser recortadas y el carbón activado quede fijado. Mediante este procedimiento se puede llegar hasta al millón de fibras de conexión por m2.

Las esteras pueden ser fácilmente recortadas e incluso dotadas de forma circular o rectangular. También son fácilmente plegables, por lo que se pueden crear módulos de filtro compactos con una larga vida útil y de baja resistencia al aire. Se pueden incluso ofrecer módulos con filtros de tubo envueltos en esteras de carbón activado o cortinas de retención de olores.

Las esteras de carbón activado son ideales para evitar la propagación de gases de olor fuerte procedentes de vertederos. Con un peso máximo del carbón activado de 2,5 kg/m2, las esteras tienen una vida útil particularmente larga. Esta es alargada aún más por la unión esencialmente mecánica de las capas, la cual permite que los olores puedan ser adsorbidos inmediatamente al 100 %. Los filtros de fieltro protegen la capa de carbón activado del contacto directo con residuos.
Las esteras puedes ser fabricadas con hasta 3,0 m de anchura y 45,0 m de longitud. Según el tipo, pueden llegar a pesar de 0,5 a 3,0 kg/m2 con un grosor de hasta 1,1 cm. Por experiencia, la estera estándar de Attofix con aprox. 550 g/m2 de carbón activado puede adsorber el olor de 35 a 100 toneladas de residuos.

La anchura máxima de 3,0 m reduce el número de solapamientos entre las esteras, por lo que pueden ser protegidas de forma más fácil ante ráfagas fuertes de viento. Si fuera necesario, se pueden unir entre sí las esteras mediante la aplicación de aire caliente hasta llegar a una anchura de casi 6,0 m o 9,0 m.

Si se quisieran utilizar las esteras de forma prolongada, se recomienda recubrirlas en su totalidad, p. ej. con grava para filtración.

This post is also available in: Alemán Inglés Italiano